Reducción de grasa corporal con procedimientos mínimamente invasivos

Reducción de grasa corporal con procedimientos mínimamente invasivos
0

El ejercicio y la dieta son prácticas que han demostrado gran efectividad como prácticas saludables que contribuyen a mantener a hombres y mujeres en una buena forma física y aproximada a su peso ideal.

Pero, a pesar del esfuerzo,  la disciplina y el sacrificio que estas prácticas demandan, los logros no son suficientes, porque siempre hay depósitos de grasa, en las caderas, el abdomen, los muslos, los glúteos y la cara, que se niegan a desaparecer.

El recurso de la medicina estética para eliminar esas pequeñas protuberancias y mejorar la forma del cuerpo es la liposucción, una técnica desarrollada para eliminar las acumulaciones de grasa que no desaparecen, ni con el ejercicio ni con la dieta.

La magia de la radiofrecuencia

La solución más avanzada que nos aporta la tecnología, para remodelar un cuerpo, mediante la eliminación de la grasa no deseada y el exceso de piel sobrante, la encontramos en BodyTite, una plataforma médica asistida por radiofrecuencia.

Es un procedimiento mínimamente invasivo que no requiere hospitalización, se practica mediante anestesia local y proporciona resultados tan sorprendentes, que el paciente puede regresar a su actividad cotidiana en el término de uno pocos días.

Aunque BodyTite ofrece resultados quirúrgicos, no deja cicatrices. ¿En qué consiste? En introducir una cánula muy fina en el tejido subdérmico del paciente, para calentar la zona donde se encuentra el acumulo de grasa, mediante  la tecnología de radiofrecuencia.

  • Antes de iniciar el tratamiento, delimitamos el área a tratar, con un rotulador, y aplica un gel estéril para facilitar el deslizamiento de una cánula.
  • El médico practica una incisión, pequeña y discreta, para introducir una cánula más fina en la piel. Esta cánula cuenta con un electrodo interno situado en el extremo proximal cubierto de silicona que se coloca en el depósito de grasa.
  • Con la cánula interna en la protuberancia y la externa sobre la piel, sus dos electrodos quedan unidos por un extremo y las ondas de radiofrecuencia se transmiten a través de la piel.
  • El calor generado por las ondas de radiofrecuencia produce un calentamiento de la grasa, hasta licuarla, contrae el tejido subdérmico y retrae la piel.

Este procedimiento, que permite reducir la grasa sin dejar la piel flácida y arrugada, también ayuda a reducir la flacidez de la piel causada por la pérdida de peso o el envejecimiento.

Se pueden realizar diversas áreas del cuerpo en una sola sesión (cada intervención tarda 15 minutos)  y, con la tecnología de BodyTite se consiguen resultados que se aprecian inmediatamente y van mejorando de forma continua durante los subsiguientes doce meses.

En CSI Clínica de Salud Integral, utilizamos la tecnología BodiTite para la eliminación de acumulaciones de grasa no deseadas.

Nuestro equipo médico,  provisto de las tecnologías más avanzadas, y siempre actualizado y enfocado en una atención personalizada de la más alta calidad, lo espera en nuestra sede de San Francisco de Heredia, Costa Rica.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *